et-loader

Descarga nuestra app.

Usar reservas internacionales haría que el país pierda confianza internacional. Dice el presidente del BCCR

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

El Presidente del BCCR, Rodrigo Cubero, expuso el tema de las reservas internacionales y subrayó que esto significa que son activos externos de disponibilidad inmediata, lo que implica que no se puede invertir en bonos del gobierno, como algunos han propuesto.

“Si el Banco Central no tuviera estas reservas en instrumentos que puedan ser fácilmente convertibles a efectivo en los mercados internacionales, entonces no podría contar con los dólares que se necesitan para poder intervenir en el mercado cambiario”, agregó Cubero.

“El problema fiscal hay que arreglarlo por su raíz, que es el desbalance entre los ingresos y los gastos del gobierno. Es decir, hay que encontrar una forma para aumentar los ingresos y bajar los gastos del Gobierno permanentemente”, dijo.

 “¿Qué es lo que pasaría si nosotros en esta situación, usáramos las reservas del Banco Central para financiar al Gobierno? ¿Qué es lo que podríamos generar? Si nosotros empezamos a jugar con esas reservas y las usamos para lo que no están hechas, lo que podemos ganar es una pérdida absoluta de confianza en la capacidad del Gobierno de pagar, de hacer frente a sus pagos y en la capacidad del Banco Central de intervenir en el mercado cambiario cuando realmente lo necesita hacer. Y eso genera esas pérdidas de confianza. Pueden generar ataques especulativos o profecías autocumplidas vía expectativa”, explicó.

El bajar las reservas aumenta significativamente la probabilidad de tensiones en el mercado cambiario y materializa la dilapidación y posiblemente el agotamiento de las reservas monetarias internacionales.

“Esta idea de usar las reservas monetarias internacionales del Banco Central para financiar al Gobierno, no solo es ilegal porque lo prohíbe expresamente la Ley Orgánica del Banco Central, sino que es absolutamente peligroso, inoportuno y contraproducente, especialmente en estos momentos”, detalló.

El presidente del Banco señaló que actualmente las reservas están invertidas en instrumentos de renta fija, como bonos o depósitos que sean seguros y muy líquidos, con una baja exposición al riesgo.

Previamente, a la exposición sobre las reservas internacionales, Cubero detalló algunas de las acciones de la entidad en el marco de la pandemia, entre ellas una política de reducción de tasas de interés para conseguir una reactivación económica.

“Nunca antes Costa Rica había tenido una tasa de política monetaria tan baja. Y la idea justamente es ayudar, en la medida de lo posible, a mitigar el impacto sobre el flujo de caja de los hogares y las empresas que está teniendo esta situación”, manifestó.

También, el Banco Central ha venido inyectando liquidez en los mercados cuando ha sido necesario para paliar situaciones de atención sistémica de liquidez. Para ello, se introdujo una línea de crédito a las financieras por hasta 700.000 millones de colones para ayudar a reducir las tasas de interés y aumentar los plazos con que toman crédito los deudores en el sector privado.

“En este momento, lo que muchos deudores están necesitando es arreglo de pago, prórrogas o adecuaciones de sus créditos para darles un auxilio, para tener más oxígeno en el servicio de sus deudas. Y eso es lo que muchos intermediarios financieros ya han venido haciendo. Pero con estos recursos se van a poder transmitir mucho mejores condiciones en esos arreglos de pago a los deudores. Y en el año que viene eso va a ser fundamental para la recuperación económica”, enfatizó.

También, explicó que la Superintendencia General de Entidades Financieras (SUGEF) y el Consejo Nacional de Supervisión del Sistema Financiero (Conassif) han hecho una serie de adecuaciones normativas para abrir el espacio regulatorio para que los bancos puedan dar todas estas prórrogas y adecuaciones de crédito.

“Esto es lo que hemos venido haciendo con responsabilidad y compromiso, ya que el Banco Central tiene una responsabilidad fundamental de apoyar la reactivación económica en momentos como el actual y de afianzar la estabilidad macroeconómica, que todos sabemos es una condición necesaria para el crecimiento económico”, puntualizó.

Finalmente, Cubero explicó que la tensión en el mercado cambiario que estamos experimentando se debe a los factores estacionales -como el pago de planillas, de aguinaldos y de las cosechas como café y azúcar-, a la incertidumbre en el tema fiscal y a las consecuencias del COVID-19 en el sector turismo y en las exportaciones.

Suscribite al ¡Plan Pura Vida! y ahorra 10% + Envíos Gratis